NARIZ OBSTRUIDA

La sinusitis es una patología que se caracteriza por la inflamación del tejido de los senos para-nasales, un espacio que se llena de aire en el cráneo. La principal causa de esta inflamación se debe a la aparición de hongos, virus o bacterias. Los senos para-nasales se encuentran detrás de la frente, las mejillas, los huesos de la nariz y los ojos.

Cuando los senos para-nasales están completamente sanos, permiten el tránsito del aire y eliminan la mucosa impidiendo la obstrucción. Sin embargo, cuando los patógenos se alojan en ellos causan inflamación, dificultando el tránsito del aire y la eliminación del moco. Los síntomas de la sinusitis son dolor en la región del rostro, la cabeza, el cuello, fiebre superior a los 38°, mal aliento , excesiva mucosidad, malestar general y tos.

Existen dos tipos de sinusitis, la sinusitis aguda, que no se extiende por más de tres o cuatro semanas y la sinusitis crónica, la cual se caracteriza por el agravamiento de la inflamación y la persistencia de la enfermedad por más de tres meses. En el caso crónico, los médicos pueden recomendar la intervención quirúrgica, lo cual puede ser peligroso.

Si una sinusitis dura más de tres semanas ya estaríamos hablando de fase crónica en lugar de estado agudo y para evitar perpetuar las molestias es evidente que se deben tomar medidas encaminadas al tratamiento de fondo. Las más importantes consisten en:

1.Eliminar alimentos que producen mucosidad, sobre todo la leche y sus derivados (se producen grandes mejoras con este cambio).
2.Practicar el «neti» o ducha nasal con suero fisiológico o agua ligeramente salada.
3.Aplicarse paños de agua caliente sobre la cara varias veces al día, durante 15 minutos cada vez, alivia los síntomas ya que favorece el drenaje e incrementa el flujo sanguíneo en la zona.
4.Hidratación, imprescindible: con agua, infusiones y zumos de fruta.
5.Inhalación de vahos, añadiendo al agua plantas medicinales mucolíticas como los tradicionales romero, eucalipto, pino ciprés, o bien unas gotas de aceite esencial de árbol del té.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*